Haz ejercicio con tu mascota

Las mascotas necesitan y agradecen el ejercicio físico como parte de sus rutinas diarias. Es cierto que no todas lo necesitan en igual intensidad y que por tanto hay que adaptarse a las características de cada animal.

En el caso de los gatos, estos tienen fama de perezosos. Lo cierto es que su actitud tiene que ver con su instinto natural que les impulsa a descansar todo lo posible reservando sus fuerzas para la caza. Cómo en el hogar la comida les viene servida es muy importante ofrecerles otras formas de quemar sus calorías extras.  Con el gato lo que mejor funciona es el juego que implica caza: los plumeros que se agitan ante sus caritas son toda una tentación y el minino correrá para darle un buen zarpazo. La luz de los punteros láser dirigida al suelo o a las paredes (cuidado, pueden dejar marcas en la pintura con las uñas) les “obliga” a sacar al felino que tienen dentro  y no podrán evitar dar grandes saltos o correr para cazarla, incluso cuándo te dejan muy claro que saben que eres tú el que estás produciendo el efecto.

512px-Brittany_agility_jump

En el caso de los perros habría que diferenciar entre tres tipos básicos de canes cuya intensidad de energía viene determinada en cierta medida por la raza, pero también por su carácter:

Perros de energía baja

Son animales que no necesitan un alto grado de ejercicio. En general los perros pequeños como los Bichones o los Caniches son animales que ven satisfechas sus necesidades de ejercicio diario con los paseos rutinarios. En algunos casos pueden disfrutar de unas carreras al aire libre o juegos sencillos como lanzarles una pelota . No hay que confundir energía con nerviosismo, ya que las razas pequeñas pueden ser muy nerviosas e inquietas, lo cual no quiere decir que tengan una gran energía.

Perros de energía media o media alta

Precisan, además de los paseos diarios de un tiempo para realizar ejercicio de aproximadamente media hora (recuerdo que hablamos de medias, cada animal indicará qué es lo que necesita). Estos animales disfrutan con juegos al aire libre como lanzarles palos a gran distancia, realizar carreras o incluso jugando en algunos parques para perros que les permiten realizar pequeños circuitos de “Agility”, una práctica que cuenta cada día con más adeptos y con la que sus seguidores aseguran que logran una gran conexión con sus mascotas.

Perros de energía alta o muy alta

Estos animales necesitan mucha dedicación y no deberían de vivir en un apartamento. Necesitan sesiones de ejercicio largas y constantes, especialmente los animales de energía muy alta, como son las razas de perro de tiro tipo Husky.

Para estos perros lo ideal es vivir en fincas en las que puedan correr libremente o compartir su vida con dueños amantes del deporte que los impliquen en sus prácticas. El canicross es una gran alternativa, se trata de correr con el perro enganchado a la cintura por un arnés especial, una modalidad que nació con una forma de entrenar a los perros de trineo y que se ha convertido en un deporte en sí mismo.

Imagen By Ron Armstrong from Helena, MT, USA (HMKC Spring 2007 Agility Trial) [CC BY 2.0 (http://creativecommons.org/licenses/by/2.0)], via Wikimedia Commons

Publicado en Cuidados basicos, De todo un poco


¿Por qué esterilizar a tu mascota?

En todos los países avanzados en los que se lleva un control de la población de mascotas ha quedado patente que existe un problema de abandono de las mismas. Muchas personas no son conscientes de la responsabilidad que implica tener un animal y acaban dejándolo a su suerte cuándo ya no les apetece atenderlo. Estos animales callejeros sufren una vida llena de calamidades y además pueden acabar convirtiéndose en un problema de salud pública al reproducirse con una gran facilidad, caso de los gatos, o incluso al cruzarse con animales salvajes o asilvestrarse ellos mismos, caso de los perros.

Las protectoras que surgen en tantas y tantas ciudades no dan abasto con la gran cantidad de animales sin hogar de los que tienen que hacerse cargo, en muchos casos fruto de camadas no deseadas y de las que los propietarios no quieren saber nada. La solución de los gobiernos, en la mayoría de los casos, es la eutanasia de aquellos ejemplares que no son adoptados en un plazo determinado de tiempo.

Ante esta situación es necesario plantearse seriamente una solución, que pasa irremediablemente por la esterilización de las mascotas para evitar la proliferación de camadas no deseadas y también de las colonias callejeras. Se trata pues de un problema social y es necesario el compromiso de las instituciones para financiar campañas de concienciación y también de esterilización de animales en refugios y colonias callejeras. Pero también es un problema individual que afecta a todos y cada uno de los propietarios de perros y gatos.

800px-Cat_and_rabbit_sitting_together

Ventajas de esterilizar a tu animal

Además de la contribución social, esterilizar a tu mascota tiene una serie de ventajas:

– En el caso de las hembras, evitarás que esta pueda traerte una camada no deseada. Un despiste mientras juega en un parque o una escapada, frecuente durante el celo, son suficientes para que se pueda quedar preñada trayendo varios cachorros. Incluso en el caso de que esto no ocurra, la hembra se verá sometida a una intensa sensación de frustración durante todo el celo, al no poder dar salida a sus instintos que la empujan a aparearse para reproducirse.

-En las perras, las pérdidas de sangre previas son también una incomodidad y un problema de higiene en el hogar. Las gatas, aunque no sangran, suelen maullar de una forma intensa y lastimera durante toda la noche, pudiendo dificultar nuestro sueño y también el de los vecinos. Todo esto desaparece con la esterilización.

– Se evita el uso de los anticonceptivos que no son cien por cien eficaces, ya que podemos olvidarnos de dárselo y que tienen además efectos secundarios muy serios, estando demostrado que pueden ser causa de tumores mamarios.

– Se corrige la agresividad y se previenen las fugas. En el caso de los machos el olor de una hembra en celo es una llamada de la naturaleza irresistible, por lo que en muchos casos escapan para atenderla. Se sabe de perros que han saltado vallas muy altas o que han tirado a sus dueños en la calle impulsados por su instinto. Es habitual que estos machos puedan presentar comportamientos más agresivos entre ellos, especialmente si conviven, pudiendo llegar a pelearse entre sí.

-Tanto perros como gatos enteros, tienden además a marcar su territorio pudiendo causar un serio problema en el hogar. Para evitar esto es importante castrarlos muy jóvenes, preferiblemente antes de que comiencen a desarrollar estas pautas.

Una última reflexión

Por último es importante resaltar que muchas veces confundimos el amor por los animales con su humanización. Un animal tiene unas características diferentes, ni mejores ni peores, a las de un ser humano y en muchos aspectos no pueden ser comparables. Un ejemplo importante es el de su sexualidad. El ser humano no practica el sexo únicamente para procrear sino que también hay otros motivos tanto afectivos como de placer.

Sin embargo, en los animales el sexo es algo unido exclusivamente al instinto de reproducción. Una clara prueba de esto es que las hembras solo entran en celo en aquellos momentos del año en los que por las condiciones ambientales es más probable sacar adelante a la camada y fuera de esos periodos no es receptiva a la cópula con el macho.

Debemos pues de ser totalmente racionales con el tema, al esterilizar a nuestra mascota no la estamos privando de uno de los “placeres de la vida”, tan solo estamos anulando uno de sus instintos primarios, ayudándola a que esté más tranquila y sea más feliz al no sentir la frustración de no poder consumar su deseo o evitando los problemas que conlleva el que lo haga.

Imagen «Cat and rabbit sitting together» de Ed Brey http://commons.wikimedia.org/wiki/File:Cat_and_rabbit_sitting_together.jpg#mediaviewer/File:Cat_and_rabbit_sitting_together.jpg

Publicado en Cuidados basicos, De todo un poco


Cuidados básicos de tu animal adoptado

Por fin tenemos a nuestro perro o gato en casa y seguramente, a pesar de lo mucho que nos hayamos preparado para esto, nos surgirán cientos de preguntas. Es natural que eso ocurra, sobre todo cuándo queremos hacer lo mejor para ellos, pero no hay que desesperarse. Con unas pautas básicas conseguiremos que nuestro nuevo amigo esté sano y bien cuidado y, partiendo de ahí, iremos aprendiendo cada día un poco más sobre nuestra mascota.

dog-91765_640

Cuidados veterinarios

Es básico contar con un buen veterinario de confianza. Prácticamente todos los veterinarios saben sobre perros, pero esto no ocurre siempre con los gatos. Si hemos elegido a un minino para compartir el hogar es preferible buscar a un veterinario especializado en medicina felina o que al menos tenga una larga experiencia tratando con gatos. Si además de consulta dispone de una clínica será todavía mejor, ya que podrá hacerse cargo de cualquier operación que haya que realizar, por ejemplo la esterilización del animal.

Al hacernos cargo de una mascota y tras escoger a un veterinario, debemos de acudir allí para que revisen al animal y nos informen sobre el calendario de vacunas obligatorio y también del recomendado. Además, nos puede ayudar dándonos una guía básica de los cuidados que puede necesitar nuestro peludo.

Alimentación

Es preferible que los animales coman alimentos especialmente preparados para ellos.  Los alimentos para animales tienen los niveles óptimos de proteínas, grasas y demás nutrientes y vitaminas, ayudando a que el animal esté sano y no tenga problemas de obesidad.  Cuándo adoptamos a un animal debemos de informarnos de qué tipo de comida tomaba, incluida la marca. Quizás nosotros optemos por darle una diferente, ya sea por iniciativa propia o por consejo veterinario, pero el cambio debe de ser gradual. En principio se mezcla la antigua comida con la nueva y poco a poco se va aumentando la cantidad de la marca que queramos darle hasta sustituirla por completo. Esto evitará diarreas y otros problemas gástricos.

Mientras que a los perros es preferible darles la comida y retirar el cuenco al acabar, en el caso de los gatos la mejor opción, siempre que no haya problemas de salud que lo impidan, es dejarles su ración para que la distribuyan a lo largo del día. En ambos casos siempre deben de tener agua disponible.

Ejercicio

El ejercicio es fundamental para el ser humano y también para los animales.  Todo el mundo sabe que los perros necesitan pasear, incluso cuándo disponen de un jardín. Pero mucha gente piensa que con sacarlos a dar un par de vueltas para que hagan sus necesidades o para que olfateen un poco es más que suficiente. Lo cierto es que la cantidad de ejercicio dependerá de la raza del perro y de sus características pero prácticamente todas las razas agradecen dar un largo paseo al menos una vez a la semana.  En el caso de canes nerviosos o de una gran energía será necesario el ejercicio intenso diario.

Los gatos, contrariamente a lo que mucha gente piensa, también necesitan ejercitarse. Son animales que guardan sus energías y que a menudo acaban obesos por la falta de ejercicio más que por el exceso de comida. Es bueno comprarles juguetes que les estimulen o colocarles baldas para que puedan subir y bajar por la pared. Pero la mejor forma de hacer ejercicio con un gato es jugando con él. Algo tan sencillo como un láser (preferiblemente verde ya que el rojo puede ponerlos nerviosos) puede proporcionar un gran rato de diversión tanto para el animal como para su dueño.

Publicado en Cuidados basicos, De todo un poco


¿Qué esperar de tu animal adoptado?

Cada animal es un caso único, con su pasado, su diferente personalidad y su forma de actuar. Por eso, al explicar el comportamiento de perros o de gatos durante las primeras etapas de una adopción podemos encontrarnos con que muchos animales no encajan en lo que se expone. Esto es porque se tratan de características generales, las que suelen ocurrir en gran parte de los casos, pero no de normas fijas e inamovibles. En este caso vamos a hablar partiendo de la base de que el animal adoptado es la única mascota de la casa, ya que cuándo hay más animales aumentan las variables y es muy difícil generalizar.

Perros y gatos son muy diferentes en su comportamiento. Mucha gente se equivoca al querer tratar a su gato como si fuera un perro pequeño ya que sus instintos y reacciones son diferentes. Por eso vamos a hablar de las diferentes etapas de adaptación tras una adopción en perros y en gatos por separado.

stroke-247583_640

La adaptación del perro

Al llegar a casa el perro está sometido a una alta cantidad de estrés ya que ha cambiado de casa, está con gente nueva y todo es desconocido. Es importante no generarle más nerviosismo con fiestas de bienvenida o excesos de atención. El animal seguramente se sentirá muy desconfiado durante la primera etapa y aunque juegue y se muestre amistoso cualquier ruido o movimiento brusco puede asustarle.  Es preferible dejar que sea el quién nos busque y darle un cierto margen para oler y explorar la casa pero ojo, las normas deben de enseñarse desde el primer día. Sin enfados, sin presiones, pero con firmeza para evitar problemas mayores.

Es importante llevarlo a pasear a menudo, para que poco a poco se acostumbre a horarios, pero los paseos deben de ser cortos ya que seguramente no estará muy acostumbrado a ellos y además estará recibiendo mucha información nueva que es mejor que asimile en dosis pequeñas. Poco a poco lo iremos adaptando a las rutinas diarias.

Seguramente, tras la primera semana el perro comenzará a mostrarse más confiado con nosotros y comenzará a sacar su auténtico carácter, especialmente si es un cachorro. Un perro adulto puede necesitar un periodo de adaptación más largo. Veremos entonces hasta qué punto nuestro perrillo es tímido o es todo un juguetón. Es el momento de comenzar a experimentar juegos con él, aunque debemos de empezar por los más tranquilos y dejar forcejeos o carreras para más adelante.

Normalmente, tras el primer mes se habrá establecido ya una cierta rutina. Si bien es cierto que el perro puede tardar más en aprender cuánto queremos enseñarle relativo a las normas de la casa, ya debería de haber comenzado a entenderlas  y a sentirse parte del hogar.

La adaptación del gato

Los gatos son sin duda un caso muy diferente al de los perros. Mientras que un can espera que seamos nosotros los que vamos marcando tiempos y rutinas, el gato necesita llevar en cierto modo el control.  Esto no quiere decir que se le vaya a permitir al minino que haga lo que quiera, pero sí es cierto que su adaptación va a depender en gran medida del interés que ponga el propio felino.

Los gatos son animales psicológicamente muy complejos. Un olor diferente, un cambio de colocación de los muebles de una estancia o la llegada de una nueva persona al hogar pueden hacer que todo su universo se rompa y sufran un episodio de estrés más o menos intenso. Cuanto más un cambio de hogar, con lugares y personas diferentes.

Es habitual que el gato pase varios días sin aparecer apenas por donde están las personas de la familia. No debemos de perseguirlo ni forzarlo, la curiosidad poco a poco acabará por hacer que se acerque. Solo cuando vemos que tienen la intención podemos reforzar esta incipiente toma de contacto ofreciéndole algo de comida que lo tiente, el jamón dulce suele ser irresistible para ellos, o un juguete que lo provoque a cazar, como un plumero (recuerda que nunca debes de jugar con tus manos)

Con los gatos no hay plazos establecidos. Cuánto más se convive con ellos y se conocen experiencias más sorprende ver sus reacciones: algunos llegan al hogar y el primer día se instalan como si siempre hubieran vivido allí. Se sienten cómodos y lo demuestran con una actitud amigable y relajada. Otros, sin saber muy bien por qué, tardan meses en comportarse con naturalidad y relax. Observación y mucha paciencia son las claves para poco a poco ganarse su afecto que, una vez conseguido, es tan intenso y para siempre como puede ser el de un perro.

Publicado en Antes de adoptar


Prepara tu casa para recibir a tu adoptado

Todo el mundo tiene claro que cuándo un bebé llega al hogar este debe de sufrir algunos cambios. Para empezar se le prepara un cuarto acorde a sus necesidades, se cuida de que todo esté seguro y tranquilo para él y se compran aquellos muebles o accesorios imprescindibles para su atención.  Cuando llevamos a casa a un perro o a un gato estamos acogiendo también a un nuevo miembro de la familia y, aunque no haga falta tanto preparativo como para un niño, también es importante que cuente con su espacio y que acondicionemos la casa para ellos.

Unas normas básicas para recibir a cualquier animal son las de tener una casa segura. Es importante que no haya cables por todas partes, ya que pueden morderlos y electrocutarse, sobre todo los cachorritos. Tenlos siempre ordenados, especialmente los más finos, y recogidos con un protector para evitar accidentes. Si en nuestra casa hay un patio o jardín este debe de estar totalmente cerrado y con una valla con la suficiente altura para que el perro no pueda saltarla. ¡Ah! No olvides revisar tus plantas, tanto las de exterior como las de interior, ya que muchas son tóxicas para las mascotas pudiendo causar serios problemas intestinales y en algunos casos incluso la muerte del animal.

También debemos de tener en cuenta que tanto perros como gatos, sobre todo durante la primera etapa, pueden romper algún mueble, adorno o arañar tapizados. Por eso es importante que si tenemos objetos de mucho valor los guardemos o los coloquemos allí dónde la mascota no alcance. Para proteger los sofás  podemos comprar fundas o mantas.

3787692823_92e1cd756a_z

Prepara tu casa para recibir a un perro

Lo primero que debe de tener en cuenta toda la familia son las normas que se le van a poner al nuevo miembro. Estas deben de estar claras desde el primer día, ya que el animal no va a entender que según crezca se le deje de permitir realizar ciertas cosas. Por ejemplo, si no queremos que el perro se suba al sofá, debemos de ponerle su camita en la sala, para que pueda estar con el resto de la familia, e indicarle desde el primer momento que ese es su lugar. También se debe de decidir cuál será su espacio para dormir y el lugar ideal para situar su cuenco de agua que debe de estar siempre disponible.

Si vamos a recibir a un cachorrillo es posible que al principio no sea capaz de esperar a salir a la calle para realizar sus necesidades. En ese caso debemos de escoger un lugar,  mejor en el aseo de la casa, y colocar papeles de periódico. Con paciencia le iremos enseñando que allí es a dónde debe de acudir mientras no se acostumbre al ritmo normal de las salidas.

Prepara tu casa para recibir a un gato

Los gatos pueden ser animales muy independientes por lo que es buena idea proporcionarles un lugar en el cual puedan descansar sin ser molestados. Quizás le guste acudir a dónde está la gente, pero tendrá sus momentos de relax en los que sin duda agradecerá contar con una camita mullida en una zona tranquila. También deben de tener agua fresca a su disposición y un cuenco con su comida.

Los areneros de los gatos ya no son tan problemáticos como eran tiempo atrás, incluso si no contamos con un espacio al aire libre para colocarlos hoy en día hay incluso fantásticos muebles en los que camuflarlos, por no hablar de auténticos WC gatunos con sistema de eliminación de olores. Las arenas aglomerantes han conseguido reducir en gran medida los malos olores y, con una higiene adecuada, es fácil encontrar un lugar adecuado en el hogar sin que moleste al olfato de nadie.

Mucha gente teme las uñas de los gatos. Para evitar problemas lo mejor es contar con varios rascadores distribuidos estratégicamente por la casa. Utiliza un spray de catnip para rociarlos y que los encuentren más atractivos.

Imagen cortesía de Paco Rives Manresa https://www.flickr.com/photos/mermadon_1967/3787692823/

Publicado en Antes de adoptar


¿Por qué adoptar?

Cuando optamos por  compartir nuestra vida con una mascota debemos de valorar los motivos que nos han llevado a tomar esa decisión. ¿Acaso buscamos un complemento, un animal de moda del que presumir? Si este es nuestro objetivo mejor gastar el dinero en cualquier objeto, ya que un animal es un ser vivo que conlleva muchas responsabilidades y además durante muchos años.

¿Queremos por el contrario disfrutar del cariño y del amor que puede darnos un animal? Si eso es lo que nos motiva para llevar a nuestra casa a un perro o a un gato, entonces deberíamos de pensar en la adopción.

8206007101_7800136602_z

¿De dónde provienen los animales adoptables?

Los perros y gatos que se ofrecen en adopción son animales que han sido abandonados,  que proceden de camadas no controladas o que se han extraviado y ha sido imposible encontrar a sus propietarios.

En algunos casos son sus propios dueños los que deciden dejarlos en una protectora o en un refugio cuándo ya no desean hacerse cargo de ellos. Los menos afortunados son abandonados a su suerte en la calle, dónde no solo están expuestos a toda clase de peligros sino que deben de enfrentarse a la dura sensación de no entender por qué han sido expulsados de su casa. Los voluntarios de las protectoras, dentro de sus posibilidades y a veces por encima de ellas, tratan de recoger a estas mascotas sin hogar y darles una segunda oportunidad mediante la adopción.

¿Por qué adoptar y no comprar?

Vivimos en una sociedad en la que a menudo se consume a un ritmo frenético. Nos han tratado de inculcar que para ser felices debemos de tener siempre lo último en tecnología, mejores muebles, mejores casas… A menudo acabamos olvidando que las cosas importantes de la vida son gratis: el cariño, los momentos especiales que se comparten con los seres queridos, una mirada de afecto…

Adoptar te proporciona todo eso de un modo muy especial. Le estarás dando a un animal una segunda oportunidad, en algún caso la primera, para encontrar un hogar y tener una vida digna y feliz. Y puedes tener la absoluta seguridad de que sabrá recompensarte con grandes dosis de cariño. Estarás realizando una buena obra, pero a cambio se te dará mucho más de lo que entregas, ahí radica la magia especial de los animales.

Puedes pensar que todo eso lo consigues también con una mascota comprada en una tienda pero quizás deberías de preguntarte: ¿Realmente te va a dar más un animal por el hecho de ser de raza? ¿De verdad me plantearía comprar a un amigo? Tampoco estaría de más realizar una pequeña reflexión sobre el comercio de animales y sus funestas consecuencias fruto de tratar a mascotas como meras mercancías. El tema daría para más de un artículo: hembras que viven en jaulas y que son utilizadas como simples “productoras” de cachorros y a las que se abandona cuando ya no pueden continuar pariendo; animales sometidos a viajes en medios poco o nada adecuados hasta llegar a los puntos de venta hasta el punto de que muchos enferman o mueren ; cachorros expuestos en escaparates como reclamo para los niños, invitando a las compras impulsivas que en muchos casos acaban con el abandono del animal cuando deja de ser ese simpático bebé que se adquirió…

Si quieres dar una oportunidad a un animal que realmente la necesita, contacta con alguna protectora cercana a tu casa, acércate a uno de sus refugios y encuentra a ese perro o gato especial con el que vas a establecer una de las relaciones más bonitas de tu vida.

Imagen cortesía de Municipalidad Antofagasta https://www.flickr.com/photos/fotosmuniantofagasta/8206007101/

Publicado en Antes de adoptar, De todo un poco


¿Cómo elegir a tu adoptable perfecto?

Una vez que hemos tomado la decisión de convivir con una mascota debemos de elegir aquella que sea perfecta para nosotros. Aunque parezca un contrasentido, para saber qué animal es  el más adecuado para cada persona hay que analizarlo al revés ¿para qué tipo de mascota somos nosotros perfectos?

Se trata de una pregunta muy importante, porque quizás a nosotros nos gusten sobre todo los perros, pero si tenemos un trabajo que nos obliga a pasar muchas horas fuera de casa o viajamos mucho quizás no podamos darle un hogar adecuado a este animal. Sin embargo, un gato, mucho más independiente y al que no le molesta tanto la soledad, podría llegar a encajar perfectamente en ese estilo de vida.  O al contrario, si somos personas a las que nos gusta salir a menudo al aire libre, dar largos paseos y hacerlo en la mejor compañía, entonces un perro muy vital podría ser nuestro compañero ideal de rutinas.

Emulando a Kennedy, no se trata de lo que tu animal pueda hacer por ti, sino de preguntarte lo que tú puedas hacer por tu animal. Contesta a esta cuestión con honestidad y escoge una especie con la que realmente puedas cumplir, proporcionándole los cuidados y atenciones que necesita. Recuerda que si en este momento de tu vida no puedes tener una mascota a tu cargo, en muchas protectoras necesitan voluntarios para atender a sus “acogidos”, una maravillosa forma de estar en contacto con perros y gatos y de paso ayudar.

kat-163341_640

Escucha los consejos de los profesionales y voluntarios

Una vez que has escogido qué tipo de animal quieres en tu vida, si te has decidido por adoptar a un perro o gato puedes acudir a un refugio y pedir consejo. Al entrar por primera vez en uno de estos lugares muchas personas afirman tener la misma sensación, la de desear llevárselos a todos. Por eso es importante que no te dejes llevar por impulsos o sentimientos y que hables con los responsables.

Es habitual que al adoptante se le realice una entrevista para conocer sus características personales y también el espacio del que dispone para su mascota. De este modo pueden darle un consejo sobre el tipo de animal que mejor podría encajar con ellos: una persona experta en animales con problemas puede hacerse cargo de un animal sin socializar que en ningún caso debería de irse con alguien que va a ocuparse de una mascota por primera vez; hay quién busca a un gato muy cariñoso, que esté siempre en el regazo y quién prefiere a un felino más independiente que acuda ocasionalmente a buscar caricias; hay perros que no conviven con otros animales o que se llevan especialmente bien con niños etc.

En base a nuestras respuestas es habitual que los voluntarios de la protectora nos ofrezcan conocer  a varios posibles adoptables. Debemos de escuchar lo que nos cuentan sobre su historia, aunque a veces no se sepa demasiado, pero sobre todo sobre su experiencia con ellos y el comportamiento que han mostrado. Ahí llegó el momento de dejarse llevar por los sentimientos, por la chispa o por la magia del momento.

Publicado en Antes de adoptar


Quién es Fuska

 

 

Fuska es una golden retriever adoptada de 4 años, es hija única y ama las pelotas, los parques y especialmente perseguir gaviotas en el mar. Fuska es mi inspiración para ayudar y hacer algo por los animales en México.

 

Llevo casi una década trabajando para diversos portales y buscadores y quería ayudar a las asociaciones protectoras de animales con campañas de publicidad, al buscar a quién ayudar me di cuenta que era muy difícil encontrar una mascota en adopción, las páginas no eran amigables, o no se encontraban actualizadas.

 

Por eso decidí crear este sitio, es mi forma de ayudar a los que dedican su vida a rescatar y dar en adopción a mascotas en México dándoles una herramienta para que sus adoptables encuentren un hogar más pronto.
Este sitio es y será 100% gratuito, no tiene ningún fin de lucro, su única misión es promover las adopciones en el país y ayudar a los protectores de animales.
Publicado en Acerca de


Logros 2010

  1. Nuevas funcionalidades de redes sociales que están listas BuscaFuska y que los ayudarán a promover a sus adoptables
  2. En cuanto ustedes suben a un adoptable, se publica automáticamente en Facebook y Twitter
  3. En la página de BuscaFuska ahora se puede twitear y darle “Me gusta” a cada adoptable de forma independiente, ¡pruebalo! entra a la lista de tus adoptables y dale click en “Me gusta” y en “Twitear” a cada uno y promuévelos en tus redes sociales y con tus amigos
  4. En los últimos 4 meses logramos:
  1. 20,000 visitas al sitio
  2. Se vieron 120,000 páginas
  3. En promedio cada persona que entró visitó más de 7 páginas
  4. El 80% de ellos fueron personas nuevas (no protectores)
  1. Pasamos de la página 20 a la 4 y a la 2 en resoltados de búsqueda en Google, esto es un gran logro, pero necesitamos lograr ser el resoltado #1 para que sus adoptables consigan un hogar más rápido cada vez
  2. Tenemos campaña de publicidad en Terra y en MedioTiempo desde hace varios meses, muy pronto también tendremos enlaces patrocinados en Google
  1. La campaña ha tenido varios MILLONES de impactos publicitarios, no todos se traducen en visitas, pero cada impacto genera conocimiento de la problemática en el país y esperamos que ayude a crear conciencia
  2. Para los que no la vieron, el mensaje que transmitimos fue “En México hay 15 millones de perros en la calle, adopta UNO y salva DOS vidas”
  1. Hoy quedó listo el twitter de BuscaFuska, así como la programación para que se publique su adoptable en cuanto ustedes lo suban en buscafuska.com
  2. La página de Facebook ya cuenta con 600 seguidores

Próximamente tendremos:

  1. ¡Sus logos! Al fin podrán subir sus logos y una descripción de su protectora/asociación
  2. Terminaremos el diseño de la primera versión del sitio, ¡va quedando muy bien!
  3. Sección “Destacados y Urgentes” en la página principal y en todas las interiores donde ustedes podrán seleccionar a algunos de sus adoptables para que tengan mayor promoción
  4. Rediseño y funcionalidad de Editar sus cuentas de BuscaFuska, así como sus adoptables
  5. Nueva campaña de publicidad y más medios nos proveerán espacios publicitarios gratuitos
  6. Botón de “Donar con Paypal” para que los que puedan recibir donaciones puedan promover su botón en BuscaFuska
Publicado en Acerca de


Presentando al nuevo integrante de la familia

La mayoría de los perrosm estarán felices de recibir un nuevo amigo, mientras que algunos no van a estar tan felices con la idea de un nuevo integrante. Si tu perro es hijo único, deberá gustarle la idea de tener compañía sobre todo para los momentos en que tu no estés en casa. Cualquiera que sea el caso, es muy importante hacer la presentación de la forma correcta para ayudarlos a empezar con la pata derecha.

A estas alturas, debes saber si tu actual animal de compañía suele ser amigable o agresivo con otros perros. Con aquellos que se hayan topado en el parque, la veterinaria o bien durante sus caminatas….si bien todos estos encuentros han sido en territorios neutrales, el llevar un nuevo inegrante a su territorio puede desatar una reacción un poco diferente.

Idealmente, las presentaciones deben ser realizadas en territorio neutral, como puede ser un parque. Si es posible, lleva a una persona que pueda ayudarte a manejar a los perros en caso de que haya algún tipo de problema. Asegúrate de que ambos tengan correa puesta antes de empezar con el proceso de introducción. Debes dejarlos empezar por olerse a sí mismos, que es el lenguaje canino universal de saludo. Si están en el exterior y el perro orina, deja que el otro lo pueda oler, ya que la orina le dice a un perro mucho sobre el otro.

Colas moviéndose y comportamiento de juego son buenas señales…si alguno de los dos parece tenso (pelo erizado, gruñendo, mostrando los dientes), sepáralos hasta que se tranquilicen y entonces dejalos acercarse otra vez. El primer encuentro debe ser corto. De ser posible, logra tener más de uno de estos encuentros en territorio neutral antes de llevarlo a vivir a tu casa. Si vives con más de un perro trata de hacer presentaciones individuales, empezando por el más amistoso.

Si por alguna razón, no puedes darte el lujo de una presentación de este tipo, porque hayas recogido un perro de la calle o alguno haya llegado repentinamente a tu hogar, de todas formas hay maneras para hacerlo gradualmente. Empieza por tenerlos en cuartos juntos, si es posible separados por una pequeña reja de bebé, para que puedan acostumbrarse al olor y presencia del otro. También puedes acariciar a uno y dejar que el otro huela tu mano. Después puedes proceder a las presentaciones con correa en un paque o en el jardín.

Cada uno deberá tener sus propios platos, cama y jueguetes. Más adelante habrá que enseñarles a compartir, pero por ahora es mejor que cada uno tenga sus posesiones para reducir los celos y los enfrentamientos. Como el nuevo integrante va a requerir mucha atención, procura también pasar tiempo con los antiguos compañeros para que no se sientan desplazados. Una vez que todos se han adaptado a la rutina, deberás aún tomar precauciones hasta que estés completamente seguro de que no se vana a hacer daño. Cuando salgas de casa, sepáralos en cuartos diferentes, asegurándote que cada uno tenga acceso a sus platos, cama y juguetes.

Publicado en De todo un poco, Entrenamiento